CLICK HERE FOR BLOGGER TEMPLATES AND MYSPACE LAYOUTS »

miércoles, 11 de abril de 2007

1. Miedo en la noche

Y ahora la estaban siguiendo. Lo notaba. Lo sabía. Muchas veces, al volver sola a casa tan tarde, tenía la sensación de que la seguían, y a veces hasta echaba a correr. Pero siempre se convencía de que sólo eran imaginaciones suyas, examinaba la calle minuciosamente y, al no ver a nadie, seguía su marcha un poco más tranquila. Pero esta vez era distinto. Sentía la presencia de otra persona detrás de ella, cada vez más cerca. Miró atrás, pero no vio a nadie en la oscuridad. Siguió andando. Volvió a mirar atrás, a derecha e izquierda, debajo de los coches, y nada. Siguió andando, cada vez más intranquila. Miró atrás por tercera vez, y le pareció ver una sombra moviéndose hacia ella. El corazón cada vez le latía más deprisa. La sombra giró a la derecha y se metió en otra calle, quedando fuera de su vista. Pero seguía allí, esperando a que ella se diera la vuelta para salir y alcanzarla... ¿o quizá no? A lo mejor sólo era alguien que volvía a su casa, igual que ella. O a lo mejor todo había sido producto de su imaginación. Podía ir hasta el cruce y comprobarlo, pero si realmente había alguien allí... no, mejor no tentar la suerte. Dio media vuelta y echó a andar camino a su hogar. Andaba más y más deprisa. De repente echó a correr. Respiraba con dificultad debido a su pésima forma física. Sólo un par de calles más. De pronto, por encima de su agitada respiración, escuchó unas pisadas que no eran las suyas y que se acercaban peligrosamente. Sólo una calle más. Metió la mano en el bolso sin dejar de correr. Palpó el móvil, los kleenex, el monedero, la libreta que siempre llevaba por si tenía que apuntar algo, la barra de labios, la pulsera que se le había roto mientras bailaba frenéticamente... pero, ¿dónde diablos estaban las llaves? Llegó al portal. De pronto lo recordó. Al salir del último bar se había metido las llaves en el bolsillo del abrigo para no volverse loca revolviendo en el bolso delante del portal, como hacía siempre. Metió la temblorosa mano en el bolsillo y, tras varios intentos fallidos, consiguió abrir la puerta. A pesar de no tener fuerzas, la adrenalina le hizo subir los escalones de dos en dos hasta llegar al tercer piso. Allí, tras forcejar nuevamente con la puerta, logró encajar la llave y hacerla girar en la cerradura. Una vez dentro del piso cerró inmediatamente la puerta y corrió todos los cerrojos tan deprisa como pudo. Seguidamente fue al salón, encendiendo todas las luces que encontró en su camino, y se desplomó en el sofá jadeando.

15 personas me visitaron y me comentaron:

La cónica dijo...

Nacimiento con angustia. Después de una larga espera, de dos calles o de varios meses, parto natural, por lo que veo. Hiperventilando, das luz a la casa. Nueva construcción, para entrar a vivir. Descansaré aquí muchas veces, si me haces un hueco en el sofá.

Muchos besos.

marvig dijo...

Y todas las historias serán así de buenas? Seguro que sí!! Qué bien! qué bien! Me encanta!!

Pero... y qué va a pasar con "7 vidas tiene un gato"?

Esta noche, o mañana, te enlazo desde mi blog, vale?
Lo haría ahora, pero es que estaba estudiando y me he conectado para consultar una duda, ya que estaba he entrado en mi blog, he visto tu comentario, me he metido aquí, me he puesto a comentarte, ahora me estoy enrollando sin necesidad... y no pué ser! jeje!

Bueno, no hace falta que te diga que volveré por aquí, no?

Besitos! Feliz inauguración!

La cónica dijo...

Veo que has abierto una ventana de tu casa al mar... me gusta, me gusta.

Lalaith dijo...

La cónica: Ya sabes que eres siempre bienvenida. De momento he cerrado la ventana al mar, porque no quedaba como tenía que quedar, pero mi intención es volver a abrirla. Con paciencia.

Marvig: Me alegro de que te guste. En este blog publicaré historias que he ido escribiendo y están guardadas por los cajones, muertas de risa. Así haré algo con ellas. Como ya has visto, voy a seguir escribiendo en el otro blog. De hecho, creo que escribiré mucho más allí que aquí... Gracias por visitar ambos sitios!

Besos a las dos!

Marcos dijo...

Hola. Setestrelo me ha chivado tu nuevo morada. Será visitada. Me gustan los relatos cortos de ese estilo.

Un beso

[Doctor JB] dijo...

¿No estará basada en hechos reales?

Porque yo es que soy muy paranoico, si por ejemplo me da por pensar que estoy oyendo pasos detrás mío. Claro que no me pasa mucho, como siempre llevo la música puesta... :P

Rose Mulligan dijo...

A mi también me pasa esto de pensar que alguien me sigue cuando camino sola por la noche...pero tú lo has contado con más gracia!!!
Esperemos que te vuelva la inspiración y que acabes la historia!!
Saludos

una vida lo que un sol dijo...

Uff, ritmo frenético. Casi estoy sudando. Ritmo de cine de intriga.
El título de tu blog también es muy cinéfilo eh? Me gusta.

Beseteees!!!!

Kaos Baggins dijo...

¡que buena!
me ha encantado (es que este genero me pirra jejeje)
¿seguro que etsa incompleta? por que a mi me convence tal cual, contando un miedo primigenio que tenemos todo el mundo, sin mas artificios.

Dafne dijo...

Ains, trataré de no recordar este relato cuando vuelva sola por la noche, que con lo paranoica que soy yo...

Me gusta tu nueva morada, mu chula

Un beso!!

Lalaith dijo...

Marcos: Gracias por visitarme aquí también, me alegro de que te haya gustado, te espero cuando escriba algo más!

Doctor JB: Noooo yo a veces me emparanoio pero nunca he llegado a ese extremo. Lo de la música es una buena opción para no volverse loco, sí. Creo que lo haré :)

Rose Mulligan: Creo yo que los posts en este blog irán lentos... sin prisa pero sin pausa, espero. Otras historias vendrán.

Una vida lo que un sol: Me alegro mucho de que te guste :) Te espero en el próximo post.

Kaos Baggins: Gracias! Quizá tengas razón y esté bien como está, sin más. Y me temo que así se va a quedar.

Dafne: Gracias! Pues intenta no volver sola a casa, engaña a alguien para que te acompañe, jejeje.

Besos a todos!

629 dijo...

Me gusta la sensación de velocidad que transmiten las frases con las que narras el trayecto a casa. Hacia el miedo.

Muy dinámicas. Ayudan mucho a mantener esa sensación de intriga. hasta el final.

Marcos dijo...

Mmm... otro capítulo no?

Un beso

Setestrelo dijo...

Me gusta me gusta!
Se te da bien escribir!
Venga ahora ya toca otra!!! :)
Un besito

Lalaith dijo...

629: Gracias! Me alegro mucho de que te haya gustado. Espero volver a verte por aquí.

Marcos: Esto irá lento... pero avanzará. Con calma, sin prisas. Que si no las cosas no salen como tienen que salir :)

Setestrelo: Muchas gracias! Pues ya hay otra, completamente distinta! A ver si os gusta.

Besos a todos!